¡Estoy mamadísimo! Este gato sufre una condición poco común que hace que acumule una gran cantidad de músculo

Los gatos son esos seres tiernos y lindos que cualquiera disfruta ver y tener en casa. Sin embargo, ¿qué pasa cuando tienen hipertrofia? Tal vez no lo sepas, pero esta es una condición que tiene que ver con el aumento del tamaño del diámetro transversal del tejido muscular, en palabras menos científicas, es cuando se tiene más masa muscular que fuerza.

Generalmente, los humanos son quienes la llegan a padecer, pero el caso de este gato es diferente. Él se volvió viral en redes sociales porque cuando lo ves, es inevitable decir: “Los gatos deberían de ser eternos… HDTPM está mamadísimo?!”.

Perros musculosos

El minino solo estaba descansado recostado junto a la ventana cuando a su dueña se le ocurrió la grandiosa idea de fotografiarlo y después compartir la imagen en Reddit, donde las personas se sorprendieran al verlo.

Según los informes de la dueña, el gato sufre de hipertrofia muscular relacionada con la miostatina, una condición poco común en animales que provoca que los músculos se desarrollen sin parar. En cuanto a la miostatina, es una proteína producida por el cuerpo que inhibe el crecimiento de las células musculares.

Perros musculosos

En la mayoría de los cuerpos, ya sea de humanos o animales, existen señales contradictorias que nos indican si los músculos deben crecer o no, para mantener un equilibro que nos dé un aspecto “natural”.

Sin embargo, cuando hay deficiencias en la proteína miostatina, entonces se pude acumular y hacer parecer que se ha estado haciendo ejercicio sin parar. En el caso de los animales, se ha mostrado que esta deficiencia aparece en las ovejas, el ganado, los perros y en este mishi.

Perros musculosos

El sitio especializado Popular Science lo describe como:

Cada uno de nosotros tiene dos copias del gen que codifica la miostatina. Heredar una copia mutada te hace heterocigoto para el gen, y los animales con ese patrón son inusualmente musculosos y fuertes sin ser tan obviamente anormales, como la gente los hace parecer.

En realidad no es nada malo y lo mejor de todo es que puedes tener en casa un gato que además de ser una gran compañía, puede cuidar tu hogar, pues con ese físico, cualquiera tendría miedo de siquiera pensar en hacerte daño.

Esta publicación aparece primero en La Guia Del Varon

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *