Se ganó un premio en la posada pero estaba tan ebrio que sus compañeros tuvieron que llevarlo cargando a recogerlo

Llegó la temporada navideña y con ella, las tradicionales posadas en los centros laborales, las cuales, hay que decirlo, rara vez están exentas de algunos momentos protagonizados por los trabajadores a los que se les pasan las copas, como en el caso que te presentamos aquí.

Además de esto, es una tradición que la empresa realice una rifa de regalos entre los colaboradores. Pero en uno de estos eventos, realizado en México, el ganador del premio estaba tan ebrio que no pudo ni levantarse a recogerlo, así que sus compañeros se organizaron y lo llevaron cargando.

Cuando se anunció el nombre del ganador, este trabajador ya estaba dormido por el consumo excesivo de alcohol, así que ni cuenta se dio de su triunfo. Sin embargo, sus amigos, que no estaban en tan malas condiciones, empezaron a decir que sí estaba presente.

Ante la imposibilidad de que el ganador fuera por su propio pie a recoger el premio, sus amigos, como incondicionales que son, se organizaron para cargarlo y presentarlo ante los jefes, a quienes tal vez no les hizo mucha gracia, pero tuvieron que entregarle su regalo.

Los amigos llevaron, con todo y silla, a este hombre a recoger su bocina que incluía micrófono para que hiciera karaoke cuando despertara, porque como se aprecia en el video, no se dio cuenta de nada. Lo llevaron al escenario, se tomaron fotos, lo regresaron a la mesa y siguió profundamente dormido. Además, se ganó una cobija, así que al menos durmió calientito.

Sin duda, un momento que nos demuestra lo que no se debe hacer: beberse todo el alcohol de la posada y quedarse dormido y, por otra parte, lo que sí se debe hacer, es decir, apoyar a los amigos en cualquier circunstancia, sobre todo si su estado no les permite ni siquiera ponerse en pie. Lecciones que da la vida.

Esta publicación aparece primero en La Guia Del Varon

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.