Nueva York impone vacunación obligatoria a empleados del sector privado

El alcalde de la ciudad de Nueva York, Bill de Blasio, anunció este lunes que todos los empleados del sector privado tendrán que vacunarse contra el COVID-19 de forma obligatoria, a partir del 27 de diciembre.

Según el alcalde, la medida es un “ataque preventivo” para detener el “mayor crecimiento” de casos de COVID-19 a medida que llega el frío, la gente se reúne para las fiestas navideñas y hay más información sobre la variante ómicron del SARS-CoV-2.

“Tenemos a la ómicron como nuevo factor, tenemos el clima más frío, que realmente creará retos adicionales junto a la variante delta, tenemos las reuniones por vacaciones”, ha indicado en una intervención en la MSNBC.

“Sabemos que con vacunación obligatoria e incentivos podemos vencer a este virus”, indicó el alcalde a través de su cuenta en la red social Twitter, donde insisitó en que la ciudadanía de forma “conjunta” puede “salvar vidas y avanzar”. La vacunación obligatoria ya regía en Nueva York para todos los empleados públicos.

De Blasio también ha anunciado que, desde el 14 de diciembre, las autoridades requerirán una prueba diagnóstica de COVID-19 para que niños de entre cinco y once años cenen en el interior de restaurantes, gimnasios e instalaciones de entretenimiento.

Además, el certificado de vacunación únicamente será válido con las dos dosis de la vacuna desde el 27 de diciembre, y no con una como hasta el momento.

Las nuevas medidas han llegado días después de que la gobernadora del estado de Nueva York, Kathy Hochul, anunciara la detección de los cinco primeros casos de la variante ómicron del SARS-CoV-2 en el territorio.

Esta publicación aparece primero en El Dinamo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *