Argentina, uno de los países que avaló la farsa electoral de Nicaragua

El gobierno de Argentina avaló la farsa electoral de Nicaragua y evitó condenar la polémicas elecciones donde Daniel Ortega se impuso con el 75% de los votos el pasado domingo.

El presidente Alberto Fernández, a través del Ministerio de Relaciones Exteriores, señaló que mantiene su “tradición diplomática de no injerencia en cuestiones internas”.

En una serie de tweets la Cancillería de Argentina pidió que Nicaragua “cuanto antes recupere el diálogo y la convivencia democrática” y expresó su “preocupación” por la detención de dirigentes opositores.

El Ministerio de Relaciones Exteriores, a cargo de Santiago Cafiero, expresó que “la República Argentina ratifica su histórico compromiso con la defensa de los Derechos Humanos y apoya con firmeza el trabajo de la Alta Comisionada de Naciones Unidas, Michelle Bachelet, respecto de la situación en Nicaragua”.

Junto a ello, sostuvo que “en Argentina entendemos que la democracia supone respetar la diversidad ideológica y la participación cívica sin proscripciones”.

“Debemos acompañar al pueblo de Nicaragua para que cuanto antes recupere el diálogo y la convivencia democrática”, sentenció la Cancillería de Argentina.

Tras las declaraciones, el director de Human Right Watch (HRW), José Miguel Vivanco, criticó la posición adoptada por el gobierno de Alberto Fernández respecto a la farsa electoral en Nicaragua.

“Es un disparate”, dijo Vivanco a través de su cuenta de Twitter. “Disparate de la Cancillería Argentina sobre Nicaragua. En su opinión, las elecciones y la detención de candidatos presidenciales son dos cosas distintas. Les preocupan las detenciones pero no se pronuncian sobre las elecciones por tratarse de cuestiones internas”, señaló Vivanco.

Cuba, Bolivia y Venezuela

El dictador Nicolás Maduro envió “un abrazo solidario y de felicitaciones al comandante presidente Daniel Ortega, a la vicepresidenta, compañera Rosario Murillo, por su legítima reelección, y al digno pueblo de la hermana República de Nicaragua, por la inobjetable victoria del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN)”.

El Gobierno de Bolivia destacó la “vocación democrática” de las elecciones en Nicaragua. “Estamos seguros que con la participación mayoritaria y el respeto del voto popular se fortalece la democracia, como ejercicio pleno de la soberanía del pueblo”, agregaron.

El ex presidente de Bolivia Evo Morales escribió en su Twitter que “saludamos al digno pueblo de Nicaragua que en una demostración de coraje y madurez democrática eligió al hermano Daniel Ortega como presidente constitucional pese a la campaña de mentiras, chantaje y amenazas de EEUU”.

Cuba también apoyó la farsa electoral de Nicaragua. El dictador Miguel Díaz-Canel señaló que las elecciones “fueron una demostración de soberanía y civismo ante la cruel campaña mediática. Cuenten siempre con el apoyo de Cuba”.

Rusia también respaldó las elecciones en Nicaragua. El ministro de Exteriores, Serguéi Lavrov, recalcó que el proceso electoral se realizó de forma “organizada” y “en línea con las normas locales”. 



Esta publicación aparece primero en El Dinamo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.