“La segunda oportunidad”, esta impresionante filarmónica está formada por internos de un penal en México

Todos sabemos que los programas de reinserción social son pocos y las cárceles se encuentras abarrotadas. El destino de hombres y mujeres en las prisiones suele ser duro y pensamos que con cumplir su condena es suficiente para que aprendan la lección, pero ¿qué pasa con ellos una vez que salen? ¿Qué herramientas les brinda su estancia en el penal que les pueda servir para reintegrarse de manera productiva a la sociedad y para aliviar los problemas que los llevaron a estar presos?

Por esta razón, una noticia como la del penal de Torreón, Coahuila, México, siempre resulta bien recibida, pues los reos formaron una filarmónica y aseguran que la música les ha cambiado la vida para siempre. Ahora tocan famosas melodías que hacen vibrar las fibras de su alma.

Algunos reos, entre los que se encuentran presos por secuestro, asesinato, violación y robo, integran la recién creada filarmónica La segunda oportunidad. Una iniciativa que se presentó por parte de la asociación civil Rossique A.C. y que es apoyada por las autoridades, quienes han dispuesto un maestro de música y los instrumentos necesarios para la ejecución de la misma.

La música es un regalo de Dios que me dio. Es un regalo que nos dio Dios a todos”, señaló Carlos Cerda, reo del CERESO (Centro de Reinserción Social) de Torreón que ya forma parte de la incipiente filarmónica. El rápido progreso musical de los presos los ha llevado a anhelar llevar su música al público y les ha permitido tocar melodías en poco tiempo. Su rápido avance es tan solo un reflejo de su deseo de ser otras personas y enfrentar sus demonios.

En la filarmónica participan 60 hombres de una población de 1100 reos. El objetivo es otorgar un rumbo nuevo en la vida de los presos y un ambiente lleno de música que cambie la dinámica dentro de sus actividades silenciosas en las celdas. De acuerdo con Pablo Chávez Rossique, la filarmónica tiene como principal cometido ayudar a los reclusos a entrar en contacto con sus emociones para que, de esta manera, aprendan a manejarlas.

Esto nos ayuda mucho para el control de las emociones, el común denominador de la gente que estamos aquí fue por un mal control en nuestras emociones y la música te mete en ese terreno de la tranquilidad y la paz […] Eso es lo que yo recomendaría, tomar una disciplina como es la música para poder pensar las cosas antes de cometer un error.

El director de Rossique A.C. señala que los cuidados y el seguimiento hacia los reos por parte de las autoridades y la sociedad civil es casi nula y que a veces importa más la vida de un perro que la de un hombre. Además, dice que son el primer programa de este tipo en México. El interno Carlos Gómez lo expresó así:

Nunca me imaginé tocar en una orquesta, pero ha cambiado mucho mi forma de pensar y de ver las cosas. Evidentemente es un segmento que por naturaleza la sociedad no le interesa […] Yo creo que la sociedad está mal informada porque tenemos mayor información de los centros penitenciarios que provocan problema.

Los reos ya interpretan dos piezas, la Marcha imperial de Darth Vader, personaje de Las Guerras de las Galaxias, y Viva la vida de Coldplay. Con estas dos melodías piden la atención de la sociedad, al mismo tiempo que luchan contra el olvido y la estigmatización de sus vidas en los penales.

Esta publicación aparece primero en La Guia Del Varon

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *