Desarticulan banda criminal que modificaba armas a fogueo para su venta

La PDI desarticuló una banda criminal dedicada a la modificación de armas de fogueo que, posteriormente, eran vendidas a grupos delictuales de las comunas de Pudahuel y Renca, en el sector norponiente de la Región Metropolitana.

Las labores investigativas estuvieron a cargo de la propia Policía de Investigaciones y la Fiscalía Centro Norte, representada por la fiscal Tania Sironvalle.

Al respecto, la subsecretaria de Prevención del Delito, Katherine Martorell, aseguró que la persona dedicada a realizar este trabajo de modificación del armamento tenía un arma inscrita. Por ese motivo, podía acceder a más de tres mil municiones que eran usadas como molde.

“Esto nos demuestra cómo nuestra normativa vigente, en materia de armas, no es suficiente frente a la realidad que estamos viviendo. Hoy día necesitamos ADN balístico, requerimos eliminar y regular todo lo que ocurre con las armas de fogueo”, señaló Martorell.

La autoridad agregó que la Policía de Investigaciones debe tener capacidad fiscalizadora respecto a armas, al igual que la existencia de “un registro de lo que ingresa y que puede ser utilizado para alterar” dichos artefactos.

De igual forma, Martorell reiteró la necesidad de reformar la Ley de Armas, la que “aún se sigue discutiendo” en el Congreso.