Príncipe Guillermo responde las acusaciones de su hermano y Meghan Markle: “No somos para nada una familia racista”

El príncipe Guillermo de Inglaterra rompió el silencio tras la polémica entrevista que su hermano, Harry, y Meghan Markle dieron a Oprah Winfrey, y en la cual acusaron a miembros de la Casa Real británica de haber hecho comentarios racistas contra su hijo Archie, de un año.

“No somos una familia racista”, sentenció el hijo mayor de Carlos y Lady Di y duque de Cambridge al canal Sky News.

También aseguró que aún no ha hablado con su hermano, el príncipe Harry, pero aseguró que “planea hacerlo”.

De esta forma, el príncipe Guillermo se convirtió con esta declaración en el primer miembro de la Familia Real en negar las acusaciones hechas por los duques de Sussex, quienes están desde hace un año radicados en Los Ángeles.

Según contaron el príncipe Harry y Meghan Markle, existía preocupación en la realeza por “cuán oscura” podía ser la piel de Archie, al momento de nacer. Esto, ya que la mujer es de ascendencia afroamericana.

“Durante todos esos meses en los que nos hablaban sobre si recibiría un título también se hablaba sobre cuán oscura sería su piel”, dijo la esposa de Harry. Además,  confesó que “en los últimos meses de mi embarazo me dijeron que nuestro hijo no iba a recibir seguridad. Como no le iban a dar el título de príncipe, no le daban seguridad”.

Tan mal lo estaban pasando ambos, que Harry sintió temor que la historia de su madre, la princesa Diana, pudiera repetirse con su esposa.

Tras ello, este martes, la reina Isabel II comunicó que “toda la familia se entristece al conocer el alcance de lo desafiantes que han sido los últimos años para Harry y Meghan”.

“Las cuestiones planteadas, especialmente las referentes a la raza, son preocupantes. Si bien algunos recuerdos pueden variar, son tomados muy en serio y la familia los abordará en privado. Enrique, Meghan y Archie siempre serán miembros de la familia muy queridos”, declaró la reina.